EL SISTEMA GASTROINTESTINAL

1.- Conceptos básicos

La alimentación como acto voluntario mediante el cual las personas seleccionan los alimentos que van a consumir confeccionando así su dieta diaria. Esta selección de los alimentos está influenciada por la disponibilidad de éstos, por el gusto, el olor, la textura y el color de los mismos, así como por factores culturales. Una alimentación saludable es, por su parte, aquélla que permite al individuo mantener un buen estado de salud, cubrir sus necesidades y realizar las distintas actividades que tiene que llevar a cabo a lo largo del día.

 

La digestión es el proceso por medio del cual el organismo fragmenta estos nutrientes en sustancias más sencillas para que puedan ser absorbidos y que las sustancias digeridas pasen a nuestras células a través del torrente sanguíneo.

El metabolismo consiste en al utilización, por parte de nuestras células, de las sustancias digeridas y absorbidas, obteniendo así la energía necesaria para mantener nuestros ciclos vitales.

 

La nutrición, por su parte, es el conjunto de procesos involuntarios e inconscientes que comprende la digestión, absorción y utilización de los principios alimentarios que ingerimos mediante la alimentación y que sirven para el mantenimiento de la salud.

 

2.- Fisiología y anatomía del aparato digestivo

El aparato digestivo es un conjunto de órganos cuya misión primordial consiste en promover la progresión ordenada del alimento, la digestión y la absorción del mismo.

 

El tubo digestivo está constituido por la boca, la faringe, el esófago, el estómago, el intestino delgado y el intestino grueso o colon.

 

2.1.- Boca

La boca constituye la vía de entrada de los alimentos a nuestro organismo. Se comunica con el exterior a través de los labios y con la faringe, en su parte posterior, a través del orificio bucofaríngeo o istmo de las fauces. En su interior encontramos distintas estructuras: lengua, glándulas salivares, dientes y techo.

 

2.2.- Faringe

La faringe se encuentra situada en la parte posterior de la cavidad bucal, nasal y laríngea. Está dividida en tres partes: nasofaringe, orofaringe y laringofaringe.

 

2.3.- Esófago

El esófago es un conducto muscular que se extiende desde la faringe hasta el estómago. El cardias es el punto a través del cual el esófago se comunica con el estómago. Su función consiste en conducir los alimentos desde la boca al estómago propulsándolos con unos movimientos involuntarios que realiza y que se llaman contracciones peristálticas. 

 

2.4.- Estómago

En el estómago existen diferentes tipos de células que participan en la secreción del jugo gástrico constituido principlamente por agua, mucina, ácido clorhídrico y pepsina, reponsables de la primera degradación del bolo alimenticio. Facilita la trituración de los alimentos sólidos y el vaciamiento hacia el duodeno a través del píloro. El bolo alimenticio después de haber pasado este proceso, se denomina quimo.

 

2.5.- Intestino delgado

El intestino delgado es un conducto de 6 a 8 metros de largo, constituido por tres tramos: duodeno, esparado del estómago por el píloro y que recibe la bilis procedente del hígado y el jugo pancreático del páncreas, yeyuno, y la parte final llamada íleon. el íleon se comunica con el intestino grueso o colon a través de la válvula ileocecal.

 

Las funciones del intestino delgado son las de terminar el proceso de la digestión y absorber productos finales del proceso digestivo. Esta absorción la realizan las vellosidades intestinales.

2.6.- Intestino grueso

El intestino grueso es un conducto de 2 metros de largo que está constituido por: ciego, depósito a modo de saco situado debajo de la válvula ileocecal y donde se aloja el apéndice; el colon ascendente, transverso y descendente, el sigma y finalmente el recto de unos 8 - 10 centímetro de tamaño, que termina el orificio denominado ano, por el que tiene lugar la expulsión al exterior de las heces fecales.

 

La función del intestino grueso es la de absorber agua y eliminar los productos de desecho de la digestión.

2.7.- Páncreas

El páncreas es una glándula adyacente al duodeno y tiene forma de pez. Se distinguen en ella tres partes: cabeza, cuerpo y cola. Distinguimos en su interior dos tipos de tejido glandular: páncreas exocrino y páncreas endocrino. En el páncreas se encuentran dos conductos (conducto principal o de Wirsung y conducto accesorio o de Santoni) que desembocan en el duodeno.

 

2.8.- Hígado


Las funciones del hígado son sintetizar y liberar la bilis, metabolizar los distintos tipos de nutrientes y fármacos y colaborar en la función defensiva del organismo al contar con células (células de Küpffer) que tienen la capacidad de destruir microorganismos y moléculas extrañas.

2.9.- Vesícula biliar


La vesícula biliar es un reservorio músculo - membranoso de forma ovalada cuya función es el alamcenamiento de la bilis que procede del hígado. Durante la digestión de las grasas, la vesícula se contrae, expulsando el contenido al duodeno a través del colédoco.

 

Escribir comentario

Comentarios: 0